25/3/11

Campos de actuación

La Accesibilidad como concepto, va mucho más allá del diseño propiamente dicho, dirige sus paso hacia una compromiso social por lo que presenta muchas vertientes, en función de muchos condicionantes (personales, ambientales, sociales, culturales, políticos, etc.) por lo que sus campos de actuación llegan a ser amplios y variados. Aún así se hace necesario encuadrar y categorizar todos sus ámbitos, para poder dotarla de una base metodológica seria y rigurosa que facilite el trabajo a quien va a intervenir en ella.
Situaciones y condiciones personales
Según diversos autores[1], el análisis de la Accesibilidad, independientemente del uso que se haga, se desarrolla bajo cuatro puntos:
1)     Reflexión sobre la relación de la persona concreta con su entorno físico inmediato detectando dificultades y ofreciendo alternativas optimas
2)     Delimitación y organización  de la interrelación persona / entorno físico: las personas tienen unas condiciones personales que hacen que cada  una de ellas tenga unas necesidades y características específicas para cada una de ellas. Esto hace que la casuística sea infinita por lo que es necesario acotar y estructurar la relación entre la persona y el entorno, de manera que sea fácilmente realizable. Para ello debemos tener en cuenta tres variables
i)      Tipo de usuarios Con ello se trata de establecer dentro de las personas con algún tipo de limitación, grupos homogéneos en cuanto a facultades físicas, para poder analizar qué tipo de barreras les afectan
ii)     Tipo de dificultades Definiéndolas como limitaciones al entorno construido, tanto para conseguir una plena autonomía de movimientos como un uso adecuado
iii)    Nivel de exigencia: Diferenciando niveles de accesibilidad en cumplimiento de la exigibilidad
3)     Establecimiento de un conjunto de parámetros de referencia para un determinado nivel de exigencia a modo de requerimientos funcionales y dimensionales
4)     Ofrecer una metodología de análisis de la Accesibilidad facilitando herramientas para el proceso de diseño y ejecución. Para ello deben de examinarse y disponer de los requerimientos de accesibilidad en relación con las dificultades de la persona deben responder a dos cuestiones básicas: ¿Cómo se llega? y ¿Cómo se pueden desarrollar en cada uno de sus espacios las actividades que le son propias? Estas preguntas pueden responderse resumidamente en: Solucionando los problemas a la hora de desplazarse (de maniobra y cambio a nivel) y solventando las cuestiones relacionadas con el alcance y el control
Ante la variedad de las actividades de la vida cotidiana surgen una serie de dificultades a la Accesibilidad, que generalmente se repiten una vez tras otra. Una actividad tiene dos componentes básicos:
  1. El desplazamiento, es decir el desplazamiento hasta el lugar favorable para realizar la acción. Este puede ser horizontal (en el mismo plano de nivel) o vertical (en diferentes planos de nivel)
  2. El uso, o desarrollo de la acción en sí, que tiene dos niveles: el de preparación y el de ejecución
Estos dos componentes presentan una serie de dificultades como son:
  • Desplazamiento
    • Dificultades de maniobra que limitan la capacidad de acceder a los espacios y moverse dentro de ello. Se definen cinco tipos de clases de maniobra
      •            Desplazamiento en línea recta o de avance y retroceso
      • Rotación o cambio de dirección sin desplazamiento o movimiento del centro de gravedad
      • Giro o maniobra de cambio de dirección en movimiento
      • Franquear una puerta. Maniobra específica que incluye los movimientos necesarios para aproximarse a una puerta, abrirla, traspasar el ámbito y cerrarla
      • Transferencia o movimiento para instalarse o abandonar la silla de ruedas
    • Dificultad para salvar desniveles: Surgen en el momento en que se pretende cambiar de nivel (bien sea subiendo o bajando) o superar un obstáculo aislado dentro de un itinerario horizontal Afecta tanto a usuarios de silla de ruedas como a ambulantes. Existen tres tipos de desniveles:
      •            Continuos o sin interrupción: se encuentran principalmente en las vías públicas y espacios abiertos y obedecen más a las condiciones topográficas que a una intención proyectual
      • Bruscos y aislados: que responden generalmente a una clara intención proyectual: evitar la entrada de agua o aire (en los accesos desde el exterior a locales cubiertos), separar y proteger (aceras) o conseguir un determinado efecto compositivo (escalinata, basamento, etc.)
§  Grandes desniveles que corresponden bien a condiciones topográficas o, más asiduamente, a superposición de desniveles (edificios de más de una planta)
  • Uso
    • Dificultad de alcance: Son aquellas que aparecen como consecuencia de una limitación en las posibilidades de llegar a objetos y percibir sensaciones. Afecta sobre todo a usuarios de silla de ruedas y a personas con deficiencias sensoriales. Existen tres tipos de dificultades de alcance
      •            Manual: Afecta sobre todo a usuarios en silla de ruedas tanto por su posición sedente que disminuye las posibilidades de disponer de los elementos situados en lugares altos como por el obstáculo que para la aproximación representan las propias piernas y la silla de ruedas
      • Visual afecta principalmente a personas con deficiencia visual que les genera problemas de deambulación, localización y comunicación y, en menor medida, a los usuarios de silla de ruedas disminuyendo altura y ángulo de visión
      • Auditivo, que incide principalmente en personas con disminución o perdida de las capacidades auditivas limitando sus posibilidades de comunicarse con el entorno
    • Dificultades de control: Son los que aparecen como consecuencia de la pérdida de capacidad para realizar acciones o movimientos precisos con las extremidades. Afectan en especial a ambulantes y a usuarios de sillas de ruedas. Se caracteriza por dos tipos:
      •            Del equilibrio, que se manifiesta tanto en la obtención como en el mantenimiento de una determinada postura, e incide en los usuarios de silla de ruedas y, más intensamente en los ambulantes como consecuencia de la afectación de los miembros inferiores
      • De la manipulación, que se asocia más a las afectaciones de los miembros superiores, y por tanto, no se manifiestan por la condición de sedente o ambulante de la persona, sino por la limitación en las extremidades superiores

Aunque anteriores post ya se definió que tipos de usuarios se benefician de la Accesibilidad, es necesario hacer un balance metodológico de qué tipo de usuarios van a ser usuarios de la Accesibilidad.. El motivo no es otro que clasificar a groso modo la heterogeneidad de las limitaciones para poder ofrecer soluciones generales o arquetipicas. En principio podemos afirmar que existen tres grandes grupos con necesidades de Accesibilidad “similar”: los ambulantes, los usuarios de silla y los sensoriales:
a)     Ambulantes: Son aquellas personas que realizan determinados movimientos con dificultad, sea con la ayuda o no de tecnologías de apoyo. Los principales problemas que presentan son de desplazamiento (dificultades para salvar pendientes y desniveles, para pasar por sitios estrechos, recorridos largos, caídas, tropiezos, etc.) y de uso (dificultades para abrir y cerrar puertas, accionar mecanismos, equilibrio, sentarse y levantarse)
b)    Usuarios de silla de ruedas. Aquellas personas que necesitan de una silla de ruedas para realizar sus actividades, bien de forma autónoma o bien ayudados por terceras personas. Las principales dificultades son de desplazamiento (superar desniveles, vuelcos, lugares estrechos, amplitud de espacios) o de uso (Limitaciones para alcanzar objetos, de áreas de visión, compatibilidad de silla de ruedas
c)     Sensoriales: Dentro de este grupo encontramos dos tipos:
a.     Persona con discapacidad visual: cuyas limitaciones están relacionadas con la vista en el desplazamiento (detectar obstáculos o para determinar direcciones) y en el uso (limitación en la obtención de información o para localizar objetos plurales)
b.    Persona con discapacidad auditiva, cuyas limitaciones giran en torno a la comunicación en el desplazamiento (aislamiento o captación de señales acústicas) y de uso (limitación en obtener información por canal acústico y limitación en la capacidad de relación)
En los dos cuadros siguientes se muestra un resumen de todo ello:

Tipos de dificultades para desarrollar una actividad

DIFICULTADES
DEFINICIÓN
AFECTAN
TIPOS
De maniobra
Aquellas que limitan la capacidad de de acceder a los espacios y dentro de ellos.
·          Personas en silla de ruedas
·          Desplazamiento en línea recta
·          Rotación y maniobra de cambio de dirección sin desplazamiento
·          Giro o maniobra de cambio de dirección en movimiento
·          Transferencia para instalarse o abandonar la silla de ruedas
Para salvar desniveles
Son las que se presentan cuando se pretenden cambiar de nivel o superar un obstáculo aislado dentro de un itinerario horizontal. Afectan a personas en silla de ruedas y los ambulantes
·          Personas en silla de ruedas
·          Ambulantes
·          Continuos o sin interrupción
·          Bruscos o aislados
·          Grandes desniveles
De alcance
Aparecen como consecuencia de una limitación en las posibilidades de llegar a objetos
·          Personas en silla de ruedas
·          Personas de talla baja
·          Persona con discapacidad psíquica
·          Manual
·          Visual
·          Auditivo
De control
Surgen por la pérdida de capacidad para realizar acciones o movimientos precisos con los miembros afectados
·          Personas en silla de ruedas
·          Ambulantes
·          Del equilibrio
·          De la manipulación
De percepción
Surgen como consecuencia de limitaciones en las posibilidades de asimilar mensajes, de interpretar situaciones o de aprehender información en diferentes soportes
·          Persona con discapacidad psíquica
·          Personas con problemas de comunicación y orientación
·          De comprensión
·          De interpretación
·          De orientación
·          De comunicación

Que son los ámbitos de la Accesibilidad
Podemos definir los ámbitos de la Accesibilidad como aquellos espacios metodológicos comprendidos dentro de  unos límites, susceptibles de cambios, en el se encuadran las diferentes mejoras para suprimir las barreras existentes. Es decir son todos aquellos campos de actuación en los que la Accesibilidad es, o debe ser, relevante.
Si se tiene en cuenta que la sociedad continuamente está evolucionando de forma dinámica, gracias a la tecnología y el desarrollo, en periodos cortos de tiempo, resulta obvio las dificultades para esquematizar cuales son los ámbitos que permiten abarcar todas las situaciones en las que pueden existir barreras. Si bien no existe una unidad de criterios para establecer dichos ámbitos, han sido las normativas que han ido apareciendo y los manuales e informes las que paulatinamente han ido “catalogando” los diferentes ámbitos de la Accesibilidad. Así podemos distinguir dos tipos esenciales de ámbitos de la Accesibilidad: por un lado la propia delimitación espacial (Internacional, europea, nacional autonómica, provincial, local, etc.) o material (arquitectónico, salud, urbanismo, educación, cultura, comunicación, et.)
Aún así, tradicionalmente, en los diferentes manuales, legislaciones y normativas, se ha considerado que la Accesibilidad se desarrolla en una delimitación material, y se suelen clasificar de la siguiente manera:
·         Accesibilidad urbanística: Entornos urbanos y rurales.
·         Accesibilidad arquitectónica: Edificación nueva y remodelada.
·         Accesibilidad en el transporte: Transporte público y particular.
·         Accesibilidad en la comunicación: Comunicaciones sociales públicas y privadas.
·         Accesibilidad en los entornos: Entornos lúdicos y culturales.
·         Accesibilidad en bienes y servicios: Bienes y servicios ofertados a la población en general o a particulares.

Posteriormente se han ido incluyendo (o disgregando) otros campos como puedan ser la Accesibilidad cognitiva, el ocio y el turismo, el patrimonio histórico-cultural y la Ergonomía, que aunque no es un campo propio de la Accesibilidad, utiliza filosofías comunes. En este capítulo se intentará dar una visión global y generalizada de todos estos ámbitos desde una visión general sin entrar en especificaciones concretas, con el objetivo de ofrecer una visión en conjunto y uno un compendio de especificaciones técnicas.[2]


[1] José Antonio Juncà Ubierna o Javier García Milá entre otros
[2] Debido a que la normativa sobre Accesibilidad es muy variada tanto nacional como en cada Comunidad Autónoma, se ha optado por ofrecer los parámetros tipo de cada campo de actuación en base a los especificados en las normas técnicas españolas: UNE 41500:2001 IN   Accesibilidad en la edificación y el urbanismo. criterios generales de diseño, UNE 41501:2002 Símbolo de Accesibilidad para la movilidad. Reglas y grados de uso, UNE 41511 Accesibilidad en parques y jardines, UNE 41520:2002 Accesibilidad en la edificación. Espacios de comunicación horizontal, UNE 41521 Accesibilidad en la edificación. Elementos de comunicación vertical, UNE 41522:2001 Accesibilidad en la edificación. Accesos a los edificios y UNE 41523:2001 Accesibilidad en la edificación. Espacios higiénico – sanitarios